LA IMPORTANCIA DE LA COMUNICACIÓN EN LA FAMILIA


La familia es el grupo de personas que se unen por filiación o por medio de la pareja, generando lazos por afinidad (en la pareja), por consanguinidad (hijos) y/o por adopción.

Este grupo de personas pasa a ser un sistema, donde cualquier cambio en uno de sus integrantes obliga a todo el sistema a modificarse para generar un nuevo equilibrio. Más allá de esto, cada persona tiene funciones individuales (madre, padre, pareja, hijos) que logran la supervivencia del sistema o los conflictos del mismo, generando modificaciones en las conductas y salud, propias o de los demás integrantes.


Sin duda es importante clarificar que hay diferentes tipos de configuraciones de lo que llamamos "Familia", para comprender la importancia de los individuos que componen el sistema, es bueno definir en que tipo de configuración familiar nos encontramos.

Por lo tanto, podemos encontrar la llamada, Familia de Origen (como lo dice la palabra, la familia de donde nos originamos, nuestros padres y hermanos), Familia Nuclear o actual (nosotros como padres, con nuestros hijos) y por último Familia Extendida o amplificada (siendo aquella donde conviven tres generaciones, incluyendo a los abuelos).


Si buscamos una clasificación simple del estilo familiar, en cualquiera de las configuraciones explicadas previamente, podemos encontrarnos con dos fundamentales: Sistema Cerrado y Sistema Abierto.

El primero, "Sistema Cerrado", no logra visualizar la necesidad de modificarse estructuralmente en cambios vitales, como: nacimiento de los hijos, adolescencia de los mismos, fallecimientos de abuelos, etc o cambios particulares, como: mudanza, cambios de trabajo, catástrofes. Ellos, como sistema actúan resguardándose en la necesidad de mantener el sistema estático, sin modificaciones, por lo tanto si poder adaptarse, ni reacomodarse frente a una situación que genera malestar en uno de los integrantes, o mejor dicho, en todo el sistema.

De aquí surgen modelos de sistema con conflictos intra familiares, ya que cualquier cambio, tanto interno (etapas de la familia, cambios vitales) o externos (situaciones particulares) no es procesado adecuadamente, ejerciendo resistencia, ya que se considera el cambio como algo negativo o contraproducente. El segundo, "Sistema Abierto", logra adaptarse a las diferentes situaciones, modificando sus normas, reglas y dinámicas familiares, logrando un nuevo estado de estabilidad.


Dentro de aquellas cosas que son sumamente importantes en la familia, la más importante es la comunicación, tanto en lo que se dice con palabras, como aquello que se comunica de forma no verbal.

En cada familia existen normas, las cuales pueden ser explicitas (dichas, acordadas y expuestas en el sistema) o implícitas (nunca fueron acordadas, pero se asume como algo lógico), estas normas son siempre comunicadas mediante la comunicación intra familiar y los patrones de comunicación son la clave de cualquier conflicto existente en el sistema.

Pasaremos a explicarlo con un ejemplo:

En la familia de Lorena sus padres le dicen siempre que "lo importante es el esfuerzo" (norma explicita, comunicada verbalmente). Pero, cuando ella llega con un examen de matemáticas, que tiene una nota aceptable, le dicen "bien Lorena, pero si te hubieras esforzado más tu nota sería mas alta"... con este mensaje se esta comunicando implícitamente (de forma no verbal) lo siguiente: "si no sos la mejor, no vales".


La forma de comunicarnos a veces tiene puntos ciegos, que dificultan las metas principales como familia, como: generar contención, apoyo y la satisfacción de las necesidades básicas de nuestros hijos. Lo importante es entender los roles y las funciones de cada uno de los integrantes del sistema, por lo tanto saber que esperan unos de los otros.

La META-COMUNICACIÓN es muy importante. Esta forma de comunicación se refiere a las señales que permiten interpretar el mensaje que se recibe del otro.

La metacomunicación posee un doble registro, el contenido formal (lo que decimos - el significado) y la relación (la forma de comunicarlo - gestos, tonos de voz).


Una frase que debemos saber y recordar es la siguiente:

"El lenguaje es el espejo del alma del sistema familiar"


Los conflictos en el sistema familiar son principalmente comunicacionales, por ello en terapia sistémica lo primero que se busca definir es la forma de comunicarse que existe en el sistema.

La comunicación es equivalente al comportamiento, ya que de acuerdo a la información que recibimos, verbal o no verbal, nos genera sentimientos y emociones que motivan determinadas conductas. Esto ocurre en cualquier integrante del sistema, no solo en los niños. La dinámica entre todos los integrantes es la que motiva o genera los síntomas que traen a los chicos al consultorio. O bien por no lograr traspasar una etapa vital (normal y necesaria de conflictos) de forma adaptativa o por no lograr afrontar problemas externos de un integrante que afectan inevitablemente a todo el sistema. Por último y no menos importante, dentro de la familia se forman las primeras estructuras cognitivas y memorias emocionales de nuestros hijos, por ello la forma en la que nos dirigimos hacia ellos, va a marcar su propia forma de hablarse a sí mismo y su autoconcepto.


Para lograr analizar nuestras formas de comunicación familiar, pasaremos a puntualizar las llamadas, Formulas Comunicacionales Relacionales del Sistema.


FORMULAS COMUNICACIONALES:


# PUNTUALIZAR / esta forma de comunicarnos tiene como objetivo controlar a la otra persona, anulando su deseo, marcando lo que para uno es cierto o lo que no lo es. EJ: "no quiero hablar estos temas con tigo, por que te alteran" o "me altera que nunca quieras hablar de eso".

De esta forma se empobrece el vínculo y aumenta la respuesta emotiva (negativa) del otro al que nos referimos.


# AMONESTAR / en esta forma el que emite el mensaje actua como un juez, encuadrando la culpa del otro en los derechos de uno. Busca pruebas incriminatorias que desplazan la culpa en la otra persona. EJ: "yo me comporté de tal forma, por que tu me haces esto otro" o "mira quien habla, si tu también haces "

Aquí se genera en el otro rabia y rechazo, generando el impulso de atacar o nuevamente culpabilizar.


# REPROCHAR / estrategia complementaria de la anterior, con el rol de victima y el objetivo de inducir la corrección de conductas que se marcan como responsabilidad del otro. Ej: "si tu no fueras tan malo con las palabras, yo me sentiría mejor y no respondería de esta forma"

En esta modalidad se utiliza el dolor y el sufrimiento para que el otro cambie, generando a su vez rechazo y respuestas de ataque por parte del otro.


# SERMONEAR / para que se dé esta condición, uno de los integrantes se posiciona como superior, dejando al otro como inferior por haber cometido un error o por llevar a cabo una acción considerada como incorrecta. Ej: "Me parece justo que tu te encargues de toda la casa y de los niños, por que yo soy quien trae el dinero a la casa" o "me parece que no tendrías que comportarte de tal forma siendo el padre de los niños, sos el adulto". Aquí hay un deseo implícito de transgredir al otro, de demostrar la superioridad frente a las conductas del otro, generando irritación emocional o ira.

OTROS EJEMPLOS DE SERMONEAR:

- Por no hacerme caso... ahora te pasa.... tal cosa.

- Me sacrifico solo por ti. (aquí hay dos efectos, hacer sentir al otro en deuda y demostrar que es débil, por ello necesita de la ayuda)

- Deja, me encargo yo...(a nivel explicito, se muestra una buena intención, por a nivel implícito se esta diciendo "tú no eres capaz".


# REPROBACIÓN / se pone en duda la capacidad del otro de forma totalmente implícita. Esta forma de comunicación se da en dos instancias. La primera "te felicito por esa nota", la segunda instancia se agrega un comentario que anula lo dicho previamente "viste que se puede?, si estudiaras así siempre tendrías un 12", afirmando que se podría haber hecho mejor.


Gracias a estas pautas, podemos analizar cuales son las formas comunicacionales que utilizamos y con quien, para buscar modificarlas, generando relaciones sanas tanto dentro, como fuera de la familia. Cuidar la congruencia de nuestras palabras y de los gestos que los acompañan son la base de una buena comunicación, sobretodo con los niños.


Recordemos que los niños se encuentran en constante desarrollo cognitivo, por lo tanto hay etapas en las que no logran expresarse con claridad frente a sus padres o hermanos, sin embargo a nivel de comprensión se encuentran más desarrollados, entendiendo todos los comentarios que se realizan y las formas comunicacionales utilizadas en la familia.


Una familia sana es aquella que logra adaptarse a las diferentes etapas vividas, donde siempre, inevitablemente, se dan momentos de incomodidad y malestar que obligan al sistema a modificarse, y donde el sistema logra dichos cambios que vuelven a generar estabilidad en el mismo. El dialogo es la base de cualquier cambio, logrando ser un sistema con fluidez y conectado, donde todos saben lo que espera del otro y a su vez, lo que el otro espera de uno, solo así, se pueden hacer acuerdos y fijar metas compartidas sin generar resistencias que compliquen aun más las etapas naturales de la familia.


Por ello se recomienda, buscar fallas comunicacionales dentro del sistema, pero además se debe promover el RESPETO, por la intimidad, los deseos propios, la posibilidad de ser autónomos (de acuerdo a la etapa del desarrollo) y por los derechos de cada integrante por igual.

Ser FLEXIBLE, estar abierto a analizar la situación actual vivida y a proponer cambios que se puedan necesitar: nuevas reglas o límites, logrando soltar aquellas que son del pasado y ya no sirven.


Es importante resaltar que, las familias que tienen reglas inamovibles, generan equilibrios disfuncionales, designando la culpa a solo un integrante de la familia. Sin embargo se puede cambiar la visión de esta situación y pensar que esta pesona esta mostrando una incomodidad con el sistema, marcando una nueva etapa y la necesidad de una modificación estructural del mismo. La familia no debe sertirse que pierde el control o sentirse amenazada por este integrante, sino aceptar el desafío de unirse para generar una nueva dinamica familiar que motive cambios conductuales en todos y no solo en ese individuo que presenta los síntomas.


Recordemos, que el ser humano es un ser social, que necesita convivir con otros. Este ser es activo en las relaciones, abierto a ser afectado por sus interacciones con otros y afectando a los demás también. Por ello, ser conscientes de que siempre estamos comunicando lo que pensamos, de forma verbal o no verbal y generando "algo" en el que nos escucha y nos mira. Sin duda dentro del respeto, se encuentra el "respetarse" y tener el espacio o el tiempo de poder sentirse mal, es imposible se un padre perfecto, una pareja perfecta o un hijo/a perfecta, porque la perfección no existe, ademas de que cada persona posee neceidades diferentes también. Por ello es bueno quitar de nuestra mente este concepto de querer SER PERFECTO, para darnos el espacio adecuado de llorar, de gritar, de sentirse mal y PROCESARLO, para volver a la habitación y continuar en una postura de cordura frente a los niños.

Ser padres no significa dejar de ser un ser humano, significa dar el ejemplo, con nuestras acciones en caliente ENSEÑAMOS a nuestros niños como reaccionar frente a la adversidad, frente a la frustración y a los problemas.


SOS FUERTE y si estas leyendo este post es por que te importan tus hijos y tu familia. Siempre hay posibilidades de ser mejor... solo cuando logramos alejarnos del problema y visualizarlo a la distancia, podemos comprender y reaccionar.


Espero que este material pueda ser de ayuda!.

(Si surgen dudas o interés por mayor información del tema, pueden comunicarse.)



0 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo